Cinefórum

Cinefórum CCXXXIII: «Antigone»

Si los clásicos son clásicos es por algo. Allá por el siglo V a.C., mientras se construía el Partenón, Sófocles reelaboraba el mito griego de Antígona, poniendo sobre la mesa temas tan interesantes y vivos como la crítica a las instituciones o el abuso de poder. Dos mil quinientos años después, atravesando el auge y el declive de numerosas civilizaciones, seguimos echando la vista atrás y adaptando a los códigos contemporáneos relatos más cercanos de lo que pensamos. La semana pasada veíamos, en clave de irreverente comedia, un Golfus de Roma en el que la adaptación libre de ese mundo antiguo habría hecho las delicias del mismo Aristófanes. Esta semana optamos por otra visión libre del relato clásico con la película Antigone, de la directora canadiense Sophie Deraspe.

Estrenada en 2019, la película cuenta la historia de Antígona, miembro de una familia de refugiados que se ve golpeada sin cesar por la desgracia tras la muerte, a manos de la policía, de uno de los hermanos (Eteocles) y el encarcelamiento del otro (Polynices). Antígona opta por hacer frente a la injusticia cometida organizando la fuga de su hermano y sacrificándose a así misma en el altar de la ley.

Sophie Deraspe reescribe a Sófocles en el contenido y en la forma. En la tragedia clásica, el conflicto es generado por Creonte, gobernador tirano de Tebas, que prohíbe que el cadáver de Polynices reciba las adecuadas exequias fúnebres que demandan los dioses. Antígona, apresada cuando se ve sorprendida dando sepultura a su hermano, planta a cara a Creonte haciéndole ver que las leyes divinas y el deber familiar están por encima de las leyes de la ciudad, mas este desoye su súplica y la condena sin piedad. Creonte, en su arrogancia, hace caso omiso a las peticiones de clemencia de Hemón, su propio hijo (y prometido de Antígona) y del coro de ancianos, rechazando igualmente los augurios del ciego Tiresias, que le advierte de la fatalidad si no opta por la prudencia.

En la película, Creonte es representado por la jueza que lleva el caso y con ella, en el sistema de leyes en su conjunto. Hemón, fiel al relato clásico, protesta contra la injusticia en la corte y atiza su causa a través de las redes sociales. El coro sería en este caso esa opinión pública tan voluble en el relato de Sófocles y también en la actualidad. Tiresias aparecería en la película como la psicóloga invidente que aconseja a Antígona en la cárcel e Ismene estaría representada fielmente a través de su conformista hermana.

Si bien Sófocles criticaba con sus escritos el régimen de la tiranía antigua, Deraspe redirige la crítica hacia las grietas éticas con las que nos relacionamos actualmente con las leyes y los derechos humanos; hacia la impunidad de los abusos y las negligencias policiales. Por otro lado, aunque hay una vigencia de la perspectiva feminista en cuanto a la lucha de la heroína en un mundo regido por los hombres, esa visión es trascendida en cierta manera por el papel de representante de la ley, que aquí está personificado también por una mujer.

Dentro un elenco muy bien escogido, Nahéma Ricci (Antígona) sobresale con una interpretación digna de alabanza; con un magnetismo en pantalla que hace augurar un prometedor futuro ante las cámaras.

AntigoneSófocles plantea varias enseñanzas y reflexiones en su tragedia, pero quizá una de las más valiosas viene del diálogo entre Antígona y su hermana Ismene, planteado tanto en el texto antiguo como en la presente película. Un diálogo en el que, frente a la personalidad conformista, conservadora y pacificadora de Ismene, Antígona se declara conscientemente en rebeldía, no solo ante la injusticia de Creonte y de las leyes de la ciudad, sino en rebeldía, también, ante un pasado y un presente que parecen abocarla a un futuro de eterna desgracia. Antígona camina de frente y le dice a su hermana: «no padezcas por mí y endereza tu propio destino (…). No sufriré nada tan grave que no me permita morir con honor».

Ahí queda eso.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba