Curva Nord Milano, Ultras Inter

0

Club: F.C. INTERNAZIONALE MILANO

Ciudad: MILANO (Milán) (1.345.890 habitantes).

Provincia: MILANO (Milán) (3.170.597 habitantes).

Región: LOMBARDIA (Lombardía) (9.909.348 habitantes).

Milán es definida por algunos como la capital económica de Italia. No en vano, Milán es uno de los principales centros comerciales y financieros europeos (es la sede de la bolsa italiana) y una de las ciudades más ricas de toda la Unión. Además, la Feria de Milán es considerada la más importante del país transalpino y una de las principales del mundo. Es considerada también, como la capital mundial de la moda, y su ópera y el Teatro de La Scala son un referente mundial en del bel canto.

Sin embargo, para otra mucha gente, Milán es algo más que eso; es una ciudad cuyo nombre evoca fútbol y simboliza la rivalidad y la pasión en el estadio. Uno de los protagonistas de este fenómeno es el Inter de Milán; otro, sus ultras, que convierten su fondo en un auténtico espectáculo de tifos y cánticos. El nombre de su casa: la Curva Nord Milano.

La Curva Nord de San Siro es el sector del estadio milanés en el que los tifosi neroazzurri (negro-azules) se ubican durante los partidos de casa. Los tifosi del Inter se dividen en varios grupos ultras, entre los cuales destacan por su importancia histórica Boys San 1969, Bulldogs 1988, Brianza Alcoolica 1985, Milano Neroazzurra, Viking Inter o Irriducibili.

El concepto de tifosería organizada en el estadio fue introducido en Milán en la época de Helenio Herrera, en los años 60, en los tiempos del Grande Inter. Este fue el primer equipo capaz aglutinar varios grupos de apoyo organizados en la capital lombarda. Los primeros fueron los Moschettieri y los Aficionados. Políticamente, los grupos ultras del Inter, se han posicionado tradicionalmente en la derecha del espectro político.

En la actualidad, el grupo ultra interista más antiguo e importante es el Boys San, fundado en 1969. El colectivo fue fundado tras la marcha de algunos miembros del Inter Club Fossati (el club de hinchas interistas más importante en aquel momento), cuyo presidente entre 1966 y 1968 fue Carlo Cerquetti, apodado Boy (un niño travieso que había protagonizado varias viñetas que se publicaban en el diario oficial del Inter en aquellos años).

La fecha de nacimiento de los Boys fue enero de 1969 cuando, al regresar de un viaje a Bolonia, algunos de los tifosi del Inter Club Fossati muestran su desacuerdo con los miembros de la Presidencia de su colectivo y deciden separarse para conformar un nuevo grupo independiente. El nombre original del grupo fue 11 Assi, Boys – Le furie nerazzurre (textualmente 11 Pilares, Chicos-Las Furias Negroazules).

La primera pancarta del grupo se dejó ver en marzo de 1970 en Roma, en un encuentro entre el equipo neroazzurro y la S.S. Lazio. De vuelta en San Siro, al mes siguiente, el grupo decide ubicarse en el segundo anillo naranja, en el centro del campo, en el tramo de la grada lateral que linda con la Curva Nord. En los años 70 nacen las primeras tensiones nacieron y tienen lugar los primeros enfrentamientos con otros grupos ultras como con los de la Juventus, F.C., los de la Atalanta, B.C., los de la U.C. Sampdoria y, sobre todo, con los del A.C. Milan.

Con estos últimos, los scontri (encuentros en italiano) eran feroces. La ubicación de los tifosi milaneses dentro de San Siro no ayudaba mucho: en aquellos años, en el Derby della Madonnina (los Milan-Inter), ambas hinchadas se situaban en el segundo anillo naranja del estadio, en el lateral del centro del campo. Los tifosi del Inter más cerca de la Curva Nord y los milanistas próximos a la Curva Sud. Como esto no tenía ningún sentido, se decidió que los ultras neroazzurri se ubicarían para siempre en la Curva Nord y los ultras rossoneri en la Curva Sud. Esta situación todavía perdura hoy día, hasta el punto de que ambas hinchadas han adoptado como nombre la ubicación con la que se identifican desde entonces.

El año 1981 fue testigo del cambio de nombre del grupo, que se convirtió en el actual Boys San (donde SAN, son las iniciales de Squadra d’Azione Nerazzurra). Durante los años 80, los enfrentamientos con otros grupos siguieron siendo muy violentos.

Con motivo de la celebración del Mundialito en 1983 (un torneo no oficial que se disputó cada dos años en Milán entre 1981 y 1987, organizado por uno de los canales de televisión de Silvio Berlusconi, es decir, una total aberración), los grupos ultras de la ciudad de Milán firman un pacto de no agresión entre ellos, que todavía perdura.

Esto, junto con la llegada de las primeras diffide (una especie de advertencias que en Italia se van acumulando cuando un ultra es identificado después de unos incidentes por la policía, y que en función de su número pueden llegar a impedir entrar en el estadio, obligando a acudir a comisaría durante los partidos), hizo que la Curva Nord centrara su atención en otro aspecto: las coreografías.

Aunque estas (los conocidos como tifos) nacen allá por los años 70, durante muchos años se limitaban al uso de banderas. Posteriormente, durante los años 80, las coreografías van evolucionando hasta convertirse, junto a los cánticos, en el motivo más importante dentro del campo en la rivalidad existente entre los diferentes grupos ultras italianos. Los tifos más importantes de la Curva Nord Milano (y también de la Sud rossonera) se dan, como no podía ser menos, el día del derbi de la ciudad. Como curiosidad, señalar que es en 1985 cuando los tifosi neroazzurri crean el primer banderón que ocupa todo el segundo anillo del fondo norte de San Siro.

Históricamente, los grupos hermanados con los ultras del Inter son los del Varese Calcio (Curva Nord Varese 98), que deriva en realidad de la rivalidad de los interistas con el eterno enemigo del Varese, el Como Calcio. Por supuesto, los ultras de este último equipo están hermanados con los ultras del A.C. Milan. Por otra parte, en el plano internacional, los ultras interistas están hermanados con los Yomus del Valencia, C.F.

En cualquier caso, el hermanamiento más especial de los ultras del Inter es el que tienen con los tifosi de la S.S. Lazio. Este hermanamiento es, sin duda, uno de los más sólidos y más importantes de Italia, ya que hunde sus raíces en la década de los 80, como respuesta a la buena sintonía (posteriormente rota) entre los ultras de la Roma y los del A.C. Milan. El vínculo se fortaleció aún más en la final de la Copa de la UEFA de la temporada 1997-1998, disputada en París, entre los dos equipos. Aquel Inter-Lazio terminó con victoria neroazzurra por 3 goles a 0.

Aquí están los Boys San 69, siempre en el centro, comandando la Curva Nord Milano. La curva de los Ultras del Inter de Milán:

Pentayus

Pentayus

Editor-redactor del Blog El domingo a las cinco y editor-tertuliano del Podcast Lleno hasta la bandera
Pentayus

About Author

Editor-redactor del Blog El domingo a las cinco y editor-tertuliano del Podcast Lleno hasta la bandera

Leave A Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies