El seriéfilo: resumen del 2019

0

Volvemos con nuestra cita anual de listas revival para ordenar todo lo visto durante estos últimos doce meses. Como siempre digo, esto no es un ranking de las mejores series, sino un simple recordatorio escrito, sobre papel digital, que puede resultar útil para no olvidarse de las series que uno ha disfrutado cuando va para viejo. Porque lo cierto es que, a grandes rasgos, se mantiene la buena salud del mundo seriéfilo en todas las categorías, con mención especial para las comedias; un género que en muchas ocasiones abusa del piloto automático y las risas programadas, pero que este año se ha destapado con propuestas originales y humor de todos los colores y gran calidad. Hagan el favor de seguirme y les guiaré por mi humilde cueva, mostrándoles todo lo que nos ha ofrecido este 2019. ¡Qué comience el tour!

Miniseries

  1. Chernobyl
  2. Fuga en Dannemora
  3. Years and Years
  4. Así nos ven
  5. Good Omens

Se quedan en el tintero muchas miniseries inglesas de gran calidad como Manhunt (ITV), The Victim (BBC One) o Mrs Wilson (BBC One), pero este año el listón estaba muy alto; HBO demostró que hay vida más allá de Juego de Tronos con su magnífica Chernobyl; además, no podía cometer la injusticia de no hacer mención a la magnífica Fuga en Dannemora (Showtime), ya que no pude comentarla hasta el mes de enero de 2019 al emitirse a finales del curso pasado. Es de justicia que se incluya en este top.

El pódium se completa con una producción inglesa, cómo no. Years and years (BBC One), la perturbadora serie que nos muestra un futuro nada halagüeño de la mano de la familia Lyons, y que resulta aterradora por su verosimilitud.

Comedia

  1. El método Kominsky
  2. Derry Girls
  3. After Life
  4. What We Do in the Shadows
  5. State of the Union

Si el año pasado con tres títulos de comedia era suficiente para condensarlo todo, este año, ni con cinco me valdría. Así que voy a hacer trampa (mi lista, mis reglas) y sacar del top dos de las mejores series que nos han acompañado en los últimos años y que se despiden de nosotros para siempre, The Good Place (NBC) y Silicon Valley (HBO). También se queda fuera Russian Doll (Netflix) aunque con mucha pena en el alma, pues esta reinvención del día de la marmota con su humor ácido es muy recomendable.

La lista la encabeza El método Kominsky (Netflix), volviendo a reparar una injusticia al no haber podido ver la primera temporada a tiempo para entrar en la lista del año pasado. Le siguen la maravillosa y genial locura de las magníficas Derry Girls (Channel4); el humor negro y melancólico de Ricky Gervais en After Life (Netflix); el surrealismo vampírico de What We Do in the Shadows (FX); y, por último, el humor sofisticado de State of the Union (Sundance TV). Un amplio ramillete de comedias, todas muy distintas entre sí, pero que tienen una cosa en común: su gran calidad.

Sci-Fi/Fantasía

  1. The Expanse
  2. The Mandalorian
  3. Las escalofriantes aventuras de Sabrina
  4. Doom Patrol
  5. Carnival Row

Como en las anteriores categorías, antes que nada hay que hacer una mención especial a una serie que se cae del top 5 de su categoría en el último momento, pero que a pesar de ello se convierte en la mejor serie de zombis del año: Black Summer (Netflix) retuerce un poco el tan manido mundo Z para ofrecernos algo fresco, un punto de vista distinto con la dosis justa de humor.

No obstante, la serie que tiene pinta de consagrarse como la gran saga de ciencia ficción de la década es The Expanse (Prime Video). Amazon recoge en este caso el testigo del canal SyFy manteniendo intacta la calidad de la producción y la profundidad de una historia que parece no tener límites, en un vasto universo al que parece que solo nos estamos asomando.

Por otra parte, que la llegada de Disney al mundo de las series iba a tener su impacto era algo evidente y que se ha materializado en la primera temporada de The Mandalorian, primera incursión del mundo Star Wars en las series de carne y hueso, que no podría haber salido mejor.

Cierra el podio la reinvención, basada en los comics, de la joven bruja Sabrina que, a pesar del bajón que sufre el comienzo de la segunda parte de la primera temporada (sé que parece un trabalenguas, pero las culpas a Netflix, que es quien planteó así su estreno), es muy entretenida y engancha bastante.

Decepciones

  1. The I-Land
  2. Mayans M.C.
  3. Black Mirror
  4. Black Monday
  5. Por 13 razones

Vamos con la categoría más amarga, pero necesaria, del año. Que Netflix encabece y cierre la lista no es una casualidad: muestra la deriva del canal en los últimos meses del año, estrenando series de una calidad paupérrima como The I-Land, y estirando otras que no dan más de sí como Por 13 razones. Esta política está consiguiendo dañar la imagen de la cadena, haciendo que nos pensemos dos veces ver alguna de las series de las que no tenemos referencia, cuando antes todas, o al menos la mayoría, eran sinónimo de calidad.

Otra decepción anunciada fue Mayans M.C. (FX) ya que, tras una floja primera temporada, en esta segunda se consumó la debacle. Poco queda de las bondades de Hijos de la Anarquía (FX) más allá de las motos, los parches y las chupas de cuero; es decir, más allá del envoltorio, lo cual deja a su creador, Kurt Sutter, en una posición muy cuestionada después de su último batacazo, The Bastard Executioner (FX), presente en esta misma sección del ranking hace cuatro años.

Por su parte, la última temporada de Black Mirror (Netflix) se deshace como azucarillo en el café, perdiendo la identidad de sus primeras temporadas y quedándose únicamente con lo anecdótico; con historias de ver para olvidar que no dejan poso. Y es que, los experimentos, es mejor hacerlos con gaseosa. Y si no que se lo digan a Black Monday (Showtime), que prometía mucho tanto por actores, como por temática y ambientación, pero a la que el tono pasado de vueltas de su producción no le sienta bien en ningún momento. Todo resulta forzado y, a pesar de haber sido renovada, no volveré a caer en la trampa.

Series nóveles

  1. Watchmen
  2. The Boys
  3. The Umbrella Academy
  4. Warrior
  5. The Widow
  6. Sex Education
  7. Undone
  8. Wayne
  9. Catch 22
  10. Project Blue Book

Algo está cambiando cuando las tres primeras series tienen que ver con superhéroes; algo está cambiando cuando todas pertenecen a una de las tres grandes plataformas de series en streaming: HBO, Amazon y Netflix. Parece que los superhéroes han madurado y están perpetrando su asalto final al gran público, con historias que pueden interesar a profanos de los comics, aunque esto implique protagonistas con máscaras y mallas de colores. Son series que nos cuentan dilemas morales más allá de la acción; que dejan el blanco y negro para profundizar en los grises; dramas universales extrapolables a situaciones cotidianas, aunque se cuenten entre saltos de tejados y trepando paredes. Cualquier persona ajena al mundillo puede disfrutar estas tres series, cualquiera puede apreciar su calidad, tanto a nivel de producción como de guion. Y desde luego cualquiera puede ver que lo que cuentan no son cosas de niños.

A las puertas del podio se queda la que quizás sea la serie de acción más completa de los últimos años, Warrior (Cinemax), que pule todos los defectos que lastraban a Banshee (también de Cinemax) y potencia todas sus virtudes, dando como resultado un producto explosivo con peleas coreografiadas de gran nivel y una calidad narrativa que engancha.

Una acción menos física es la que nos propone The Widow (Prime Video), sorpresa de Amazon que nos lleva a las películas de aventuras más noventeras y nos regala una Kate Beckinsale que recuerda poderosamente a Lara Croft.

También quiero destacar Wayne (Youtube), mi personal antítesis de The End of the F***ing World (Netflix): mucho más cruda, es una auténtica road movie adolescente y un poco antisistema. Más lejos de la excelencia, aunque también a gran nivel, está el drama-comedia de Catch 22 (Hulu), que recuerda muchísimo a la clásica M*A*S*H (CBS).

Series veteranas

  1. Mindhunter
  2. The Deuce
  3. Line of Duty
  4. Counterpart
  5. Inbetween
  6. Killing Eve
  7. Barry
  8. The Marvelous Mrs Maisel
  9. Stranger Things
  10. Robot

Parece que las series que deslumbraron el año pasado mantienen, en su mayoría, el nivel. Algunas se superan, como es el caso de Mindhunter (Netflix) que abandona los problemas de su primera temporada para elevar la serie a la cima de mis preferidas del año. The Deuce (HBO) también nos brinda una magnifica temporada de despedida, broche de oro para una serie excelente a lo largo de sus tres temporadas en las que retrata, con crudeza pero con gran mimo y respeto, a las prostitutas del centro de Nueva York durante los años 70 y 80.

La veterana Line of Duty (BBC One) vuelve con su quinta temporada, pero sigue sin mostrar síntomas de fatiga. Ha sido otra temporada trepidante, inteligente y desafiante, como también lo ha sido la última entrega de Counterpart (Starz), que por desgracia nos abandona aunque, eso sí, tras cerrar perfectamente la historia que pretendía contar. Una pena que no volvamos a sentir ese aroma a Guerra Fría, esa lucha en la sombra entre espías, esa partida de ajedrez librada entre iguales enfrentados.

Barry (HBO) y Killing Eve (BBC America) forman un pack inseparable entre las que se me hace muy difícil elegir. Ambas comedias negras criminales, ambas con dos temporadas, ambas con interpretaciones de lujo y ambas con guiones milimetrados. Quizás la relación entre Eve y Villanelle decante la balanza en favor de Killing Eve, pero me cuesta mucho decidir. Aun así, son dos grandes series que merecen ser vistas.

Para cerrar la lista, otra gran serie que se va, después de cuatro temporadas. Mr. Robot (USA Network) causó un gran impacto con su estreno, por su mensaje antisistema y su enfoque hacker realista. Su apartado visual también estaba muy cuidado y era muy potente. Con el paso de los años, a pesar de haber sufrido bastantes altibajos y anteponer lo visual a la historia, podemos afirmar que ha sido una producción que ha causado gran impacto en la comunidad seriéfila y que se va a echar de menos en la parrilla. Veremos con qué nuevo proyecto nos sorprende ahora su creador, Sam Esmail.

Como veis, esta ha sido otra buena añada de series que, como el buen vino, pasaremos a guardar en la bodega seriéfila para tenerlas siempre a mano. Porque, recordad: siempre es buen momento para ver una gran serie, sin importar el año, en buena compañía. ¡Feliz año nuevo a todos!

El seriéfilo

Desde hace mucho, mucho tiempo, en un sofá muy lejano, vive enterrado bajo una montaña de DVDs un ermitaño que se alimenta de todas las series que caen en sus manos: americanas, inglesas, buenas, malas… Nada es suficiente para saciar su hambre voraz de ficción televisiva. Es el Seriéfilo, y a través de La Soga se comunicará con el mundo.
El seriéfilo

Latest posts by El seriéfilo (see all)

About Author

Desde hace mucho, mucho tiempo, en un sofá muy lejano, vive enterrado bajo una montaña de DVDs un ermitaño que se alimenta de todas las series que caen en sus manos: americanas, inglesas, buenas, malas… Nada es suficiente para saciar su hambre voraz de ficción televisiva. Es el Seriéfilo, y a través de La Soga se comunicará con el mundo.

Leave A Reply