Curva Nord Cagliari, Ultras Cagliari

0

Club: CAGLIARI C.

Ciudad: CAGLIARI (Cagliari) (155.919 habitantes).

Provincia: CAGLIARI (Cagliari) (543.310 habitantes).

Región: SARDEGNA (Cerdeña) (1.675.411 habitantes).

Cagliari (en sardo, Casteddu de Callaris o simplemente Casteddu) es un municipio italiano en el que vive algo más de 150.000 habitantes. Es capital de la región autónoma de Cerdeña y se sitúa en la zona meridional de la isla sarda, frente al golfo al que da nombre. Incluyendo a los suburbios (Elmas, Assemini, Capoterra, Quartucciu, Quartu Sant’Elena, Monserrato, Sestu, Selargius), su área metropolitana da cobijo a más de medio millón de habitantes, y está repleta de emplazamientos de interés histórico. Construida sobre siete colinas en época fenicia y con presencia púnica, posee ruinas romanas, pisanas y aragonesas.

El club más importante de la ciudad es el Cagliari Calcio. Fue fundado en 1920 y juega en la Serie A italiana. Ganó el Scudetto de la temporada 1969-70 y suma casi cuatro décadas en la máxima categoría del fútbol italiano.

Los ultras del equipo son conocidos en toda Italia por su tendencia al enfrentamiento con otros grupos y la llamada mentalità ultras italiana. Su ubicación tradicional es la Curva Nord del Stadio Sant’Elia y su mayor hándicap, la dificultad para realizar desplazamientos propia de cualquier equipo isleño, como es el Cagliari. Por contra, pocos grupos de otros equipos visitan Cagliari, y cuando lo hacen lo hacen en pequeño número.

El Cagliari tiene una tifosería atípica, que se distingue de todas las demás hinchadas convencionales por su estilo «puro y duro» (según les gusta decir a los propios cagliaritanos). Es un estilo inconfundible y que pretende no hacer concesiones. En oposición a toda forma de publicidad de sus actividades, Internet incluida, en la Curva Nord de Cagliari se cultiva desde hace años la filosofía del pochi ma buoni (es decir, pocos pero buenos).

Los ultras rossoblú pretenden destacar por lo compacto de su grupo, y una pasión y un apego a sus colores que se entienden desde los enormes sacrificios que, por la situación geográfica de la isla de Cerdeña, realizan para seguir al equipo en las trasferte. Cuando viajan a la península, los hinchas del Cagliari se sitúan detrás de su pancarta en las graderías visitantes de los estadios rivales, dispuestos a capear el temporal. Numéricamente, son siempre los mismos los que viajan, y muy a menudo estos son ayudados por compañeros sardos esparcidos por la Italia continental.

La fiebre del tifo ha disminuido en Cerdeña en los últimos años. Con una voz más apagada, con poco color en la grada y con escasas coreografías, con algunas pocas banderas y pocos adornos, el grupo trata de sobrellevar las ausencias en la grada. Sobre todo la de los 150 ó 200 diffidati, afectados hace unas cuantas temporadas por la acción de la justicia italiana derivada de los diferentes incidentes que solían protagonizar los ultras cagliaritanos. Esto hace que el núcleo duro de los ultras rossoblù no pueda acceder a los estadios, viéndose la Curva desmejorada y sin el rumbo claro que tenía antaño.

Aunque este fenómeno es común a todas las curvas italianas desde la introducción de la tessera del tifoso hace unos años, y en el caso cagliaritano su efecto se percibe con mayor intensidad, la Curva Nord de Cagliari sigue disfrutando de una buena reputación dentro de la escena ultra italiana. De hecho, son considerados por muchos grupos como los mayores representantes de la ya citada mentalità ultras italiana.

El movimiento del tifo organizado nació en Cagliari a principios de los años 70, gracias al entusiasmo despertado por el único campeonato italiano ganado por el Cagliari. Es la época de Riva y Scopigno, los artífices del Scudetto de la temporada 69 -70. Se formaron así los grupos Fossa Ultrà y el Commando Ultrà Young Supporters (CUYS). De la unión de estos dos grupos nacieron, en 1985, los Ultrà Cagliari Curva Nord (UCCN), que compartirían la Curva con otro grupo creado en aquel momento, los Eagles.

Otros grupos ultras que nacieron entonces son: Crazy Boys, Brigate S. Elia, Panthers, Rebels, I Miserabili, I Welt Schmerz, Bunker Skin y, sobre todo, los Furiosi (nacidos en 1989 de la fusión de pequeños grupos radicales) y los Vecchie Facce (grupo radical y de derechas, obligado a disolverse después de un Cagliari-Ascoli de Copa de Italia en la temporada 99- 00).

Capítulo aparte merece el nacimiento de los Sconvolts en febrero de 1987, procedentes de una facción de los Ultrà Cagliari Curva Nord (UCCN). Los Sconvolts lograron abrirse camino en el momento más oscuro del Cagliari, cuando este militaba en Serie C1 a finales de los 80, introduciendo ideas revolucionarias para las hasta entonces tradicionales costumbres cagliaritanas. Plantearon la renuncia a tener relaciones de amistad con otros grupos ultras no rossoblù y la producción de material seleccionado, primando la calidad frente a la cantidad.

En la temporada 92-93, el que había sido ídolo de los tifosi rossoblù, Daniel Fonseca, decide fichar por el Napoli y, durante el Cagliari-Napoli de esa temporada, realiza un gesto despectivo a la Curva Nord cagliaritana. Este episodio cambiaría radicalmente el mundo del tifo organizado del Cagliari: desde entonces, los ultras rossoblù se abstienen de animar a los futbolistas individualmente, y deciden apoyar exclusivamente a la camiseta y el escudo, como los verdaderos representantes del orgullo de la capital de Cerdeña para los ultras sardos.

Desde el año 2002, la Curva Nord, afortunadamente, está próxima a la portería después de la remodelación sufrida por el estadio del Cagliari y que eliminó la pista de atletismo del estadio. Durante varios años, los Sconvolts comandarán la Curva Nord Cagliari junto con los Furiosi, dividiéndose el espacio también físicamente: los Sconvolts en el anillo inferior, y los Furiosi, que eran minoría, en el anillo superior. La convivencia era imposible entre los dos grupos, debido a posiciones irreconciliables que nacían de una mentalidad diferente de vivir la Curva y la fiebre del tifo. Finalmente, la guerra interna termina con la expulsión forzosa, en 2003, de los Furiosi, lo que desembocó en nuevas diffide para los ultras cagliaritanos debido a los enfrentamientos internos.

Entre alguno de los pecados de los Furiosi antes de su desaparición, se encuentra la pérdida, por dos veces, de su pancarta principal, una a manos de ultras del Milan en la temporada 91-92, y otra frente a los ultras del Ancona en los primeros años de la década de los 2000.

Actualmente, el grupo histórico de la Curva Nord Cagliari sigue siendo Sconvolts (oficialmente apolíticos). En agosto de 2012, en el Stadio Sant’Elia, se dedicó al grupo la Curva Nord, con el dibujo de su logo impreso en los asientos de todo el fondo. Este fue un caso único en el fútbol italiano, aunque en el extranjero ya había ocurrido con el Twente holandés y su grupo, el Vak-P. A pesar de ello, solo ocho días después de la instalación de los asientos, su logo fue eliminado por petición expresa de la policía italiana.

En cuestión de amistades, y tras el final del hermanamiento con los ultras del Foggia, los ultras del Cagliari no mantienen ninguna alianza activa. Se tienen buenas relaciones con otros equipos sardos de categorías inferiores como el Olbia Calcio, el Carbonia o el Nuorese, mientras que se mantienen relaciones de respeto mutuo con los ultras del Parma, los ultras de la Sampdoria, los ultras del Lecce, los ultras del Livorno y los ultras de la Atalanta.

En el pasado, además de la relación que se tenía con los ultras del Foggia, hubo intentos de amistad (e incluso hermanamientos) que acabaron convirtiéndose en una intensa rivalidad con los ultras de la Torres, los ultras del Verona, los ultras del Inter, los ultras del Genoa, los ultras del Bari, los ultras del Nápoles, los ultras del Ancona y los ultras de la Lazio.

La rivalidad más importante de todas ellas es con los ultras de la Torres (conjunto de la ciudad de Sassari), el segundo equipo más importante de Cerdeña, llegando a haber fuertes enfrentamientos en un amistoso de 1999. También es muy sentida la rivalidad con los ultras napolitanos, sobre todo después de los enfrentamientos entre ambos grupos que se produjeron en 1997 durante el play-off por la salvación en un Cagliari-Piacenza jugado en el Stadio San Paolo de Nápoles. También se tienen malas relaciones con los ultras del Milan. Y así, unidos frente a los muchos rivales, compactos en su sentimiento de insularidad y su devoción al Cagliari Calcio, permanecen los miembros del grupo más importante de la Curva Nord cagliaritana en el pasado y el presente.

Pentayus

Pentayus

Editor-redactor del Blog El domingo a las cinco y editor-tertuliano del Podcast Lleno hasta la bandera
Pentayus

Latest posts by Pentayus (see all)

About Author

Editor-redactor del Blog El domingo a las cinco y editor-tertuliano del Podcast Lleno hasta la bandera

Leave A Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies